PROYECTO DE LEY


Expediente 7830-D-2016
Sumario: EDUCACION NACIONAL- LEY 26206. MODIFICACION DEL ARTICULO 11, SOBRE INCLUSION DE FINES Y OBJETIVOS DENTRO DE LA POLITICA EDUCATIVA NACIONAL, LA ENSEÑANZA DEL RECICLADO DE RESIDUOS.
Fecha: 04/11/2016
Proyecto
El Senado y Cámara de Diputados...


MODIFICACION DE LA LEY 26.206 – LEY DE EDUCACION NACIONAL - SOBRE FINES Y OBJETIVOS DE LA POLITICA EDUCATIVA NACIONAL
ARTICULO 1º - Incorporase como inciso w) del artículo 11 de la ley 26.206, el siguiente texto:
Art. 11. — Los fines y objetivos de la política educativa nacional son:
w) Implementar y promover en todos los niveles y modalidades del sistema educativo la enseñanza y aprendizaje del reciclado de residuos, fomentando la educación ambiental y transmitiendo la importancia de tal actividad dirigida a la preservación del ambiente y la salud humana, creando la cultura del reciclado e impulsando el proceso de concientización, información, capacitación permanente y participación comunitaria.
ARTICULO 2º - Comuníquese al Poder Ejecutivo Nacional.

FUNDAMENTOS

Proyecto
Señor presidente:


Cada día, en cada una de nuestras ciudades, se produce una gran cantidad de residuos derivados de las actividades económicas y domésticas. Estos desechos deben ser tratados de manera correcta para evitar los problemas ambientales que tienen asociados: contaminación, problemas de salud, y alteración de los ciclos naturales de los animales y plantas, entre otros.
Un residuo es cualquier sustancia u objeto que su poseedor deseche o tenga la intención o la obligación de desechar. La cantidad y el tipo de residuos que generamos dependen de nuestro modo de vida. Desde la aparición del ser humano en el planeta, su actividad ha originado materiales de desecho que los ciclos naturales han sido capaces de absorber. Sin embargo, el impacto ambiental sobre el medio no ha hecho más que aumentar desde la revolución industrial.
El sistema económico y de consumo actual, la elevada capacidad que tiene el hombre para transformar el medio y el uso de productos de corta duración, fabricados con materiales de difícil descomposición y reciclado, han provocado numerosos problemas ambientales. Los desechos que originamos deben ser tratados de manera adecuada para que no contaminen y las administraciones públicas y la industria, así como otros sectores de la sociedad, se han implicado en la correcta gestión de ellos pero, a pesar de estos avances, los residuos siguen constituyendo un problema.
El volumen de residuos originados lleva aumentando año tras año durante las últimas décadas. Tendencias poco sostenibles, como la compra de artículos innecesarios y la cultura del “usar y tirar”, provocan un aumento continuo en la cantidad de residuos y una mayor contaminación de nuestro entorno.
La problemática, a su vez, es social y económica; social porque puede provocar problemas de salud; y económica al no aprovecharse esos residuos,
tanto como se pudiera, como nuevos materiales, a través de la reutilización y el reciclaje. Este despilfarro de recursos ocasiona un mayor costo económico y, sobre todo, ambiental, ya que obliga a extraer nuevas materias primas de la naturaleza.
La mencionada situación ha provocado que la generación y gestión de los residuos constituya un reto ambiental para las sociedades modernas y uno de los principales obstáculos para lograr un desarrollo sostenible verdadero, en consecuencia problema de tal dimensión y complejidad requiere de diferentes soluciones.
Existen numerosas alternativas técnicas y tecnológicas disponibles para mejorar los sistemas de producción industrial y gestión de los residuos, jugando un papel fundamental la implicación social y la participación ciudadana. Es imprescindible que los ciudadanos sean los principales agentes comprometidos en este reto, separando correctamente los residuos en el hogar, depositándolos en sus contenedores específicos y reflexionando sobre sus compras, en beneficio de un consumo responsable.
La excesiva generación de residuos es uno de los problemas más importantes a los que se enfrentan las sociedades modernas. La cantidad tan importante de desperdicios que se deben tratar para minimizar sus impactos ambientales en el medio suponen un desafío que requiere de la implicación de cada uno de nosotros. Las administraciones públicas, los agentes económicos y sociales, pasando por los consumidores y usuarios, deben asumir su responsabilidad en el tema.
Las actuales políticas en materia de medio ambiente que tratan de implementar los países desarrollados están dirigidas a complementar un enfoque principalmente legislativo con otro estratégico que fomente la responsabilidad compartida y la participación ciudadana, promoviendo la modificación de ciertos comportamientos y hábitos de consumo.
La correcta gestión de los residuos es un requisito imprescindible y prioritario para poder conseguir un verdadero desarrollo sostenible, en el que no esté ligado el crecimiento económico a un mayor consumo de materiales y energía. Para ello, es indispensable cambiar la visión de los residuos como basura o algo inservible para contemplarlos como recursos que puedan ser reutilizados y aprovechados como nuevos materiales o valorizados energéticamente.
Dentro de este nuevo paradigma, en el que los residuos representan una oportunidad y una nueva fuente de recursos y posibilidades, la educación ambiental se convierte en instrumento fundamental para favorecer este cambio, promoviendo:
- Una mayor conciencia ambiental para disminuir la cantidad de residuos generados.
- Una implicación del ciudadano más activa en su gestión.
- Un cambio del modelo hacia uno de desarrollo más sostenible y respetuoso con el medio ambiente.
Para poder hacer partícipe a toda la ciudadanía de este desafío y alcanzar una sociedad más sostenible, debe abordarse la gestión de los residuos, explicando los diferentes sistemas de tratamiento y soluciones a la problemática asociada a la generación de desechos, presentando herramientas y recursos para poder trabajarlos desde el ámbito de la educación, fundamentalmente desde el aula de un establecimiento educativo o formativo.
La educación ambiental debe enfocarse hacia todos los sectores sociales: comunidad educativa, universidades, empresas, como así también debe promocionarse en el conjunto de la población para promover la mejora de la calidad ambiental. Dentro del ámbito académico, las actividades de enseñanza y los planes de estudio deben considerar una educación en valores, que incluya aspectos de educación
para el consumo y de respeto al medio ambiente entre otros e introducir en sus planes educativos, una formación para el conocimiento y conservación del medio ambiente y la sostenibilidad.
Es necesario incorporar en todos los niveles y modalidades del sistema educativo la enseñanza y aprendizaje del reciclado de residuos a través de una introducción a la problemática de la generación de los residuos, al modelo de gestión actual y a las posibles soluciones que se puedan adoptar para la mejora ambiental, con la posibilidad de abordar, desde la comunicación, participación y educación ambiental, la problemática de los residuos y su integración dentro de programas educativos.
El sistema educativo juega un papel fundamental en estimular y promover esta conciencia ambiental, en darle un adecuado sustento científico, en promover una actitud ética frente al medio ambiente y en garantizar que niños y jóvenes que se formen en nuestro sistema educativo adquieran los conocimientos, las competencias y la sensibilidad necesarias para ser miembros responsables no solo de la sociedad, sino del ecosistema que la contiene.
La proyectada incorporación de este nuevo inciso a la Ley 26.206, implementando y promoviendo en todos los niveles y modalidades del sistema educativo la enseñanza y aprendizaje del reciclado de residuos, fomentando la educación ambiental y transmitiendo la importancia de tal actividad dirigida a la preservación del ambiente y la salud humana, creando la cultura del reciclado e impulsando el proceso de concientización, información, capacitación permanente y participación comunitaria, pretende constituir un eslabón normativo con el objetivo de posibilitar a los alumnos incluir en sus conocimientos un tema de actualidad que adquiere un rango significativo para toda la sociedad y que al mismo tiempo la beneficia en cuanto a la conservación del ambiente y la salud humana.
En este sentido, resulta fundamental la implementación de actividades y dinámicas de educación ambiental que se puedan utilizar, teniendo en cuenta a la hora de diseñar programas de estudio las posibles acciones relacionadas con los residuos.
Por lo expuesto, solicito de mis pares la aprobación del presente proyecto de ley.
Proyecto
Firmantes
Firmante Distrito Bloque
LLANOS MASSA, ANA MARIA CHUBUT FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
ALONSO, HORACIO FERNANDO BUENOS AIRES FEDERAL UNIDOS POR UNA NUEVA ARGENTINA
LAGORIA, ELIA NELLY CHUBUT TRABAJO Y DIGNIDAD
MARTINEZ, OSCAR ANSELMO TIERRA DEL FUEGO MOVIMIENTO SOLIDARIO POPULAR
BARRETO, JORGE RUBEN ENTRE RIOS FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
MENDOZA, SANDRA MARCELA CHACO FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
IGON, SANTIAGO NICOLAS CHUBUT FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
MARTINEZ, NORMAN DARIO NEUQUEN FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
SELVA, CARLOS AMERICO BUENOS AIRES FEDERAL UNIDOS POR UNA NUEVA ARGENTINA
Giro a comisiones en Diputados
Comisión
EDUCACION (Primera Competencia)
RECURSOS NATURALES Y CONSERVACION DEL AMBIENTE HUMANO
PRESUPUESTO Y HACIENDA
Trámite
Cámara Movimiento Fecha Resultado
Diputados SOLICITUD DE SER COFIRMANTE DEL DIPUTADO SELVA (A SUS ANTECEDENTES)
Diputados REPRODUCIDO POR EXPEDIENTE 1269-D-18

Honorable Cámara de Diputados de la Nación Argentina | Congreso de la Nación Argentina | Av. Rivadavia 1864 - Ciudad Autónoma de Bs. As. (C.P.C1033AAV) | + 54 11 6075-7100

Nota: La información contenida en este sitio es de dominio público y puede ser utilizada libremente. Se solicita citar la fuente.