Comisiones » Permanentes » Comisión Permanente de Agricultura y Ganadería »

AGRICULTURA Y GANADERIA

Comisión Permanente

Of. Administrativa: Piso P01 Oficina 104

Secretario Administrativo SR. DARRE JUAN AGUSTIN

Martes 17.30hs

Of. Administrativa: (054-11) 6075-2103 Internos 2103/04

cayganaderia@hcdn.gob.ar

PROYECTO DE LEY

Expediente: 1015-D-2011

Sumario: CONTRATO DE TRABAJO - LEY 20744 -. MODIFICACION DEL ARTICULO 201 SOBRE HORAS SUPLEMENTARIAS.

Fecha: 18/03/2011

Publicado en: Trámite Parlamentario N° 12

Proyecto
Artículo 1º - Sustitúyese el artículo 201 del Régimen de Contrato de Trabajo, aprobado por la ley 20.744 (t.o. 1976) y sus modificatorias, por el siguiente texto:
Artículo 201: Horas suplementarias. El empleador deberá abonar al trabajador que prestare servicios en horas suplementarias a su jornada habitual y hasta un máximo de 2 horas diarias, 30 horas mensuales o 200 horas anuales, medie o no autorización del organismo administrativo competente, un recargo del 50 % calculado sobre el salario habitual, si se tratare de días hábiles, y del 100 % en días sábado después de las 13 horas, domingo y feriados.
Si el trabajador prestare servicios en exceso al máximo de horas extraordinarias establecido, el empleador, sin perjuicio de las sanciones administrativas que correspondan, deberá abonar al trabajador un recargo equivalente al 300 % sobre el valor simple de cada hora laborada en exceso del máximo permitido.
Art. 2º - Comuníquese al Poder Ejecutivo.

FUNDAMENTOS

Proyecto
Señor presidente:


El presente proyecto recrea fielmente el dictamen producido por la Comisión de Legislación del Trabajo en el expediente de mi autoría registrado con el número de expediente 3439-D-07 y contemplado en la Orden del Día 2870 del año 2007.
La Argentina padece un fenómeno contradictorio y paradójico. Por un lado existe un todavía alto índice de desempleo y, al mismo tiempo, hay un elevadísimo nivel de sobreocupación.
Así, mientras miles de trabajadores continúan sin empleo, hay otros que trabajan más allá del límite máximo.
Durante la década de 1990 se promovió jornadas flexibles, a través del cómputo anual de la jornada. De esta manera se buscaba diluir el riesgo empresario, haciéndolo compartir con sus dependientes.
De este modo, si había trabajo, el empleador podía imponer jornadas extensas, muy superiores al límite que fija la ley. Por ejemplo, doce horas diarias, porque la empresa tiene mucha demanda. Si no hay trabajo o hay menos, el empleador puede disminuirlas a su antojo: el lunes cuatro horas, el martes dos, el miércoles franco, el jueves es citado "por las dudas", el viernes tres horas y el domingo una hora.
Si al cabo de un año, no se trabajó más del límite anual, no se pasan horas extras.
La consecuencia de esta orientación legislativa no es otra que: Costo laboral más barato, transferencia de recursos del asalariado al capital, mayor autoritarismo y poder patronal, mayor sometimiento, mayor desintegración familiar, peores condiciones de empleo, trastornos individuales del trabajador y más desocupación.
La política de empleo debe ser otra. Si la empresa tiene mucho trabajo debe contratar más empleados.
Esta política respecto a la jornada de trabajo ha ignorado los estudios biológicos, no de ahora, sino de principios de siglo efectuados en la Argentina.
Esta no es una política moderna. Es cavernícola y abusadora.
En junio de 1890, el movimiento obrero antiguo, reunió 7.434 firmas reclamando que se limite la jornada a ocho horas diarias.
Una de las declaraciones universales más antiguas, fue el Convenio Nº 1 de la O.I.T. que accede a ese reclamo de los asalariados.
En la Argentina, es vieja la ley que hizo derecho positivo ese anhelo.
En 1998 la O.I.T. después de mucho investigar y estudiar científicamente la duración de la jornada, pensando no sólo en el hombre que trabaja sino también en la economía, concluyó que si en lugar de trabajar ocho horas diarias se trabajaran menos horas aumentaría la productividad y disminuiría el ausentismo laboral, es decir una clara ganancia para las empresas. Los tiempos de trabajo en los países industrializados es ostensiblemente inferior al de la Argentina.
En el informe de la O.I.T. también se concluyó que serían menores los accidentes de trabajo, aunque en nuestro país, a partir del moderno sistema de riesgos del trabajo esto le importe menos a algunos. Aunque también se equivocan, y ya no en términos de preservar la vida humana sino incluso en la lógica de la rentabilidad.
El proyecto apunta a fomentar el respeto de la jornada máxima, desalentando la realización de jornadas extensas a través del aumento del incremento del valor de las horas extras, fijando además un tope máximo. De este modo se promueve la contratación de más trabajadores en lugar de que un mismo trabajador ocupe las horas de trabajo que podrían repartirse entre más argentinos. Así, no sólo se protegen los valores y las ventajas que otorgan una jornada limitada, también se fomenta la contratación de nuevos empleados.
Por los motivos expuestos solicito la aprobación de la presente iniciativa.
Proyecto
Firmantes
Firmante Distrito Bloque
RECALDE, HECTOR PEDRO BUENOS AIRES FRENTE PARA LA VICTORIA - PJ
Giro a comisiones en Diputados
Comisión
LEGISLACION DEL TRABAJO (Primera Competencia)
Trámite en comisión(Cámara de Diputados)
Fecha Movimiento Resultado
21/03/2012 INICIACIÓN DE ESTUDIO Aprobado sin modificaciones con dictamen de mayoría y dictamen de minoría